IMG_6517

TRAVESTICIDIO: COMENZO EL JUICIO POR DIANA SACAYÁN

Se trata del primer caso caratulado como homicidio triplemente agravado por ser un crimen de odio por identidad de género, ejecutado con alevosía y robo. Es también la primera vez que se utiliza la figura del travesticidio, con implicancias particulares que refieren a la violencia sobre el colectivo trans y travesti. 

Texto: Cristian Godoy García / Fotos: Facundo Nívolo

 

Se la veía dar vueltas desde el inicio, cuando casi no había banderas colgadas, saludando a lxs compañerxs que iban llegando. Cerca de las 9:00 caminó hacia el camión que oficiaba de escenario ante Tribunales, tomó el micrófono y acomodó los cantos que estaban dispersos en la plaza: “Compañeros, compañeras y compañeres, cantemos nuestra canción. Olé olé, olé olá, lo dijo Lohana y Sacayán, al calabozo no volvemos nunca más”. La voz de la artista y activista Daniela Ruíz terminó de conglomerar la voz colectiva.

El juicio por el travesticidio de una de las militantes más importantes de la historia del colectivo travesti y trans en Argentina, Amancay Diana Sacayán, comenzó luego de dos años y medio del crimen.

 

IMG_6540

 

Oriunda de Tucumán y residente en La Matanza, Diana lideraba la Asociación Internacional de Lesbianas, Gays y Bisexuales (ILGA), era dirigente del Movimiento Antidiscriminatorio de Liberación (MAL), trabajó en el programa de diversidad sexual del INADI y fue la primera travesti en recibir en 2012, por parte de la Cristina Fernández de Kirchner, el DNI con su identidad de género percibida.

“Diana es una figura central dentro de nuestro activismo, es un ejemplo de lucha. Defendió el abolicionismo y dijo que para nosotras las travestis y trans la prostitución no era un trabajo, sino una imposición. Fue la impulsora del cupo laboral trans en Buenos Aires”, explicó durante la vigilia Emily Victoria Matos, estudiante de comunicación de la UBA y activista por los derechos de las personas trans.

 

IMG_6486

 

La militancia de Diana comenzó en la década de los 90s, denunciando y marchando contra los edictos policiales y las detenciones arbitrarias que sufrían las travestis por el solo hecho de salir a la calle expresando su identidad. Esto continuó a lo largo de toda su vida: formó parte del movimiento piquetero y participó durante el 2001 de los cortes y las ollas populares en la Ruta 3 y  ollas. Más tarde,  enfrentó al aparato represivo estatal para exigir el cierre del CEAMSE por los graves problemas de salud que ocasionaba a lxs vecinxs de la zona de Matanza. Finalmente fue pieza clave para la creación de la ley de cupo laboral travesti/ trans que hoy lleva su nombre.

“Señor, señora no sea indiferente se matan a travestis en la cara de la gente” cantaban las personas que se encontraban frente a Tribunales, para exigir justicia en el que es el primer juicio en la Ciudad de Buenos Aires en que se utilizan las figuras de travesticidio y crimen de odio con respecto al género. La causa está caratulada como Homicidio triplemente agravado por haber sido ejecutado mediante violencia de género por odio a la identidad de género,  con alevosía y robo. El acusado Gabriel David Marino, de 25 años, fue quien terminó con la vida de Diana en su departamento de Flores. El cuerpo de la activista fue encontrado con notables signos de saña: Atado de pies y manos, 14 puñaladas, y golpes.

 

IMG_6604

 

Violeta Alegre, activista travesti perteneciente al colectivo #NiUnaMenos, sentenció: “Es importante que esté la figura de travesticidio porque respeta la identidad de Diana, que era travesti como nosotras, también para visibilizar una problemática que tiene que ver con el odio al género y para que se implanten a partir de este juicio las particularidades que tienen los crímenes hacia nuestro colectivo.”

Desde el escenario Daniela invitó a las compañeras a que se acercaran y tomaran la voz. Luego de abrazarse las pibas de diferentes organizaciones sociales, levantaron una única bandera que llevaba escrita la consigna “Yo banco el cupo laboral trans”. La ley que lo establece fue sancionada hace 2 años y medio, pero el poder ejecutivo de la provincia de Buenos Aires, que conduce la gobernadora María Eugenia Vidal, no la ha reglamentado aún.

Por su parte la actriz del colectivo ArteTrans, Emma Serna, remarcó el impacto de las políticas de ajuste sobre el colectivo y el impacto directo que tienen en su calidad de vida, ya que su acceso al trabajo es precario y en muchos casos, nulo. “Hoy acá estamos por Diana, pedimos justicia por ella, que es un poco pedir justicia por todas nosotras. Tenemos que sensibilizar a quienes no conocen la causa, a quienes pasan caminando por allá, nos escuchan hablar y le es indiferente” agregó.

 

IMG_6588

 

Luego de terminada la primera audiencia se sumaron a la jornada familiares y amigxs de Diana. Con los ojos llenos de lágrimas, Say Sacayán, su hermano, contó lo sucedido en el recinto y logró poner en palabras lo que sentía “Es la primera vez que lo vemos y lo tenemos enfrente, por supuesto no dejan de pasarnos millones de cosas por la cabeza y sensaciones por el cuerpo. Me quedo con ganas de llorar, gritar, vomitar y de decir un montón de cosas. Mantengo la calma y pienso en Diana, en todo el trabajo que ha hecho y el legado que nos ha dejado. Cierro los ojos y vuelvo a pensar en Diana y me fortalece”.

Las palabras finales fueron de Susy Shock, artista y activista travesti, quien pidió organización a lxs militantxs para atraer a más personas para las tres jornadas que se desarrollarán durante las próximas semanas: “Multipliquemos, hagamos el esfuerzo, sabemos quién más tiene que estar acá, adonde hay que llamar, escribir o facebookear. No todas las causas vienen a abrazarse y acompañarse. Nosotras sabemos cuántas más somos, comprometámonos a eso”.

 

IMG_6655

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *